El ex ministro de economía, Axel Kicillof, acompañó en Tigre a la concejala Roxana López, candidata local de Unidad Ciudadana Lista 2, y a la economista, Fernanda Vallejos, cabeza de la lista a diputados nacionales, para las PASO. Con respuestas filosas, y a ritmo de campaña electoral, durante una conferencia de prensa, el actual diputado nacional criticó la actual política económica, a los legisladores opositores que, en el Congreso Nacional, apoyaron al oficialismo y advirtió sobre la “reforma laboral” que pretende imponer el gobierno.

“Pérdida del poder adquisitivo de los salarios y también de la rentabilidad de las empresas”. Así resumió la actual situación económica, el ex ministro de economía, Axel Kicillof, actual diputado nacional, durante una recorrida de campaña por Tigre.

El joven político acompañó a las precandidatas de Unidad Ciudadana -para las PASO (EPAOS en Provincia) del domingo 13 del actual- Fernanda Vallejos, cabeza de lista a la Cámara de Diputados de la Nación, y Roxana López, al Concejo Deliberante de Tigre.

Kicillof, Vallejos y la edil López, que va por la reelección, recorrieron industrias y comercios de la zona, en Tigre -y también en San Fernando- plantas del sector autopartista, textil, de indumentaria, astilleros y madereras.

El diputado se enteró de una autopartista con “60 personas afuera” (despedidas), de Tigre, “que tenía dos turnos y medio y ahora trabaja un solo turno”, reveló; también el caso de un astillero que “vende 50% menos” de lo que acostumbraba.

Además habló de una textil que “para el ´Día del padre´, el más fuerte de ventas del año, facturó en 2016, en pesos, $580.000 y en 2017 no llegó a $300.000, lo que quiere decir –destacó- que en volumen o por cambios de precio, (la baja) es mucho más grande”.

“Lo que quiero demostrar –explicó el actual diputado nacional- es que sectores de alto poder adquisitivo, vinculados a la venta de embarcaciones, y un pullover, un par de medias, un helado, todos los sectores hablan de la misma situación económica”. 

“Los sectores menos pudientes, los más acomodados, la famosa clase media y también las pyme, comerciantes e industriales –aclaró- todo reporta a una muy fuerte caída de las ventas, acompañada de aumentos muy altos de los costos” amplió. 

 Para el experto economista, “es una situación que responde a una política claramente deliberada del gobierno (…) con baja de salarios, apertura de importaciones y rentabilidad muy alta para sectores financieros y exportadores de materia prima”.

“Es una realidad mucho más cruda de lo que sabíamos –evaluó Kicillof y agregó- que pega en zonas que tiene un elemento industrial muy fuerte, y una situación social, como acá los isleños, que depende de la electricidad y los servicios básicos”.    

 Opositores “oficialistas”

Para el experto, “las cosas que han pasado en el terreno económico este año y medio de gobierno del macrismo, no hubieran pasado si en el Congreso hubiéramos tenido legisladores que defendieran los intereses de los muchos que los votaron (…)”.

 “Yo vi votar al Pro –reveló al ex ministro- que tiene minoría en ambas cámaras, permanentemente con legisladores que ´presuntamente´ son de la oposición” dijo en tono de denuncia y ejemplificó: ´reparación histórica´, presupuesto, pago a los fondos buitre.

Kicillof señaló que el pago a fondos buitre fue el punto de partida del actual endeudamiento, pero si para el gobierno era para ´volver al mundo y bajar la tasa de interés”, actualmente, según destacó, “tenemos el doble de tasa de interés de Bolivia”.

Así, explicó: “Pagamos para poder endeudarnos en 140 millones de dólares que se fueron con la fuga de capitales. No están. Tiene que intervenir el Congreso, pero hay una (comisión) bicameral de seguimiento del endeudamiento externo que no funciona”.

Y también evaluó la reforma laboral que propone el gobierno. “Yo formo parte de la Comisión. Se nos viene un intento de aplicar en la Argentina un retroceso ya no a los años ´40, sino al siglo antepasado cuando no había derechos laborales” dijo.

Luego explicó que el oponerse: “no es solo proteger al trabajador, sino, algo que no termina de entender el gobierno nacional: darle mejores condiciones de trabajo, vida e ingreso, a trabajadores y sectores mayoritarios, permite que la economía ande mejor”.

Gustavo Camps

Congreso: ¿Para qué?

Uno de los argumentos del oficialismo, para justificar los retrocesos en la economía del país, es el corto lapso que lleva gobernando, y uno de sus pedidos acuciantes es que el electorado “tenga esperanza”. Para Axel Kicillof, el Congreso Nacional es un instrumento con para construir políticas virtuosas, si ese es el eje del Poder Ejecutivo.

Kicillof en Tigre 2
La concejala tigrense, Roxana López, y Kicillof

El presente encuentra a Kicillof en el Congreso Nacional como diputado por la CABA, pero es sabido que es un experto economista. En esta línea sostuvo: “El Congreso fue, concretamente, cuando estaba al servicio de otro modelo económico y proyecto de país, el que recuperó YPF, Aerolíneas y puso en marcha un plan energético, un plan satelital”.

“El Congreso –señaló luego- es un artífice central de las políticas de largo plazo. En el terreno energético, la recuperación  de YPF, que se produjo en 2012, fue la que permitió desprivatizar un sector que se había privatizado en los ´90 y revertir  la caída sistemática  en la producción, no solo en la explotación sino en la exploración de hidrocarburos”.

 El experto en economía advirtió que actualmente “por primera vez, en veintipico de años, dio pérdida en su balance  y la producción cae a niveles de hace 20 años. En el terreno energético habría que reafirmar un plan energético nacional que se había votado y no cumple el gobierno nacional”.

Luego reveló: “El gobierno quiere que el precio de los hidrocarburos sea el del mercado mundial y se maneje con los criterios de las empresas transnacionales que los explotan; no vende YPF pero hace algo más perverso, pues YPF hoy es estatal y funciona con los mismos criterios de una empresa privada”.

Para Kicillof, “En estas cosas el Congreso tiene que tener urgente intervención. Y ni  hablar de la cuestión de la deuda (externa), que no es una atribución del presidente de la Nación, es una atribución del Congreso Nacional (…) esta elección es muy importante porque en el Congreso se pueden hacer muchas cosas, y con mayoría mucho más”.  

Como ejemplo, el diputado que promueve el espacio de Unidad Ciudadana enumeró: “Nosotros hemos pedido emergencia alimentaria, tarifaria, una verdadera emergencia para las pymes, y una emergencia para los jubilados que han perdido 15 puntos de poder de compra en los salarios en lo que va del gobierno de Macri”.  

GC

 

Anuncios