“Las organizaciones son organizaciones políticas, pero no hacen lo mismo que los partidos, hacen otra cosa” explicó Roberto Cipriano García secretario coordinador de la mesa ejecutiva de la Comisión Provincial por la Memoria durante la apertura del cuarto encuentro de redes de familiares de víctimas de la violencia institucional, donde además exhortó a “visibilizar desde la alegría” la problemática del sistema represivo del Estado.

El escenario fue el del complejo Chapadmalal. En los accesos a los hoteles las diferentes organizaciones de víctimas de la violencia del estado colgaron pancartas, fotografías de las víctimas, la mayoría jóvenes, y todos, si todos, de las clases sociales más bajas, y desde ya mujeres víctimas del estado pero también del patriarcado.

“Es mucho más grave la tortura y la muerte” programada y ejecutada por el aparato de justicia y la policía “que lo de muchos pibes en la cárcel sin condena” denunció el coordinador de la CPM y ponderó el encuentro pues “la única forma de denunciar este sistema injusto es juntándonos”.

los grupos
Organizaciones de familiares de víctimas de violencia institucional y militantes informan y debaten sobre los casos

“No queremos que se pierdan las historias de violencia estatal” y “Queremos visibilizar desde  la alegría” destacó García y terminó su exhortación con el poema del uruguayo, Mario Benedetti, “Por qué cantamos” con un compacto aplauso al rectar: “…Cantamos porque los sobrevivientes/ y nuestros muertos/ quieren que cantemos”.

Sandra Raggio, directora de áreas de la CPM, luego puso de  relieve que “estamos en un tiempo difícil en cuanto a derechos humanos de regresión de derechos colectivos” pero explicó que “la democracia no viene dada, hay que pelearla día a día (…) hay un Estado y una democracia que hay que seguir democratizando”.

Luego advirtió que “cuando el Estado reprime quiere decir que los que gobiernan quieren menos democracia” y exhortó a ampliar los canales democráticos mediante “conquistas de las mayorías que no es solo meter el voto (en la urna)”; y criticó el concepto de democracia entendida como libertad de mercado.

los grupos 2

“Nosotros creemos que democracia es garantía de derechos, sobre esto se asienta este encuentro” concluyó y les dio paso a familiares de dos víctimas de la violencia estatal que testimoniaron la importancia del encuentro: Eugenia Vázquez, hermana de la joven, Andrea Viera; y Lucila Escobar, hermana de Pichón Escobar.

Gustavo Camps

Anuncios