El intendente de San Isidro, Gustavo Posse –a diferencia de sus pares de Tigre, San Fernando y San Martín, en la región-  justificó el tarifazo en servicios públicos en que “durante más de una década se hizo política con la energía” y “hoy lo estamos pagando”. Para el jefe comunal. actualmente aliado a Cambiemos, “la actualización de tarifas era el único camino para tener energía y poder crecer”.

Con la mira puesta en consolidarse como referente del oficialismo a nivel provincial en la región, el intendente, Gustavo Posse, defendió los tarifazos en servicios públicos cuestionados por todo el arco opositor, la sociedad civil, las organizaciones sociales y hasta varios de los propios aliados de la UCR y la Coalición Cívica, en Cambiemos.

En un comunicado de prensa municipal, Posse  justificó el tarifazo en que “era el único camino para tener energía y poder crecer” y explicó que “La matriz energética tiene un retraso” por la desinversión y porque “durante más de una década se hizo política con la energía de los argentinos, al punto de casi no cobrarla y hoy estamos pagando eso”.

El intendente, además, recientemente recibió a la gobernadora Vidal en el hospital municipal para hacer anuncios de Salud, mientras los intendentes, de San Fernando y Tigre, habían puesto en evidencia la falta de profesionales, y otras falencias, que la nueva gestión aun no soluciona,  en dos de los hospitales provinciales de la región.

Posse, en esta línea de apoyo, ponderó los fondos  del Conurbano, y el de Seguridad, justamente fondos que la gobernación reparte entre municipios aliados y escatima a los de otras fuerzas políticas, tal como han denunciado públicamente, al inaugurar  las sesiones de sus  Deliberativos,  los intendentes de San Martín, San Fernando y Tigre.

Gustavo Camps

Anuncios