N.de R.: Esta nota había llegado para ser publicada ayer martes,  tal como surge de algunas referencias temporales de la autora, pero por razones de edición recién pudimos publicarla hoy miércoles 8. Sin embargo los argumentos de fondo están intactos y justifican plenamente la publicación, solo nos queda pedir las disculpas del caso

Por Erica Porris*

Erica Porris

A menos de 24 horas de protagonizar la marea verde más grande de la historia, seamos protagonistas juntas. El aborto a través de todos estos meses de debate ya se despenalizó socialmente. Ahora falta que lxs senadorxs estén a la altura de nuestro reclamo popular. El escenario es aún muy incierto.

Los números que manejamos en relación a los votos dan un panorama difícil. La sesión arrancará con un debate reglamentario sobre qué proyecto está en tratamiento: si el dictamen que tiene 26 firmas y modificaciones negociadas para reunir los votos o el proyecto que ya tiene media sanción de la Cámara de Diputados.

Va a ser una jornada larga, con la única certeza de que más que nunca, es importante que seamos millones en las calles.  Durante meses, sin importar la lluvia, el viento ni el frío, estuvimos ocupando las calles que rodean el Congreso tiñiéndolo todo de verde rebeldía frente a los conservadores de siempre, que nos quieren obedientes.

Mañana (por hoy miércoles 8-8) no será la excepción. El 13J también teníamos un panorama complicado y lo dimos vuelta con la movilización. Por eso te espero con actividades y mucha mística en nuestra carpa de Mala Junta, en Av. Callao y Sarmiento.

Vení a la vigilia con tus amigxs, tu familia, tus vecinxs, para convertir esta marea feminista en tsunami! El derecho al aborto es una cuestión de salud pública, justicia social y derechos humanos y lxs senadorxs no nos pueden seguir ignorando.

Alrededor de 460 mil abortos clandestinos por año lo convierte en la principal causa de mortalidad materna en nuestro país. Debemos revertir esto y que a través de políticas públicas se garanticen igualdad de condiciones para cualquier persona gestante que decida abortar. Nuestros derechos humanos deben garantizarse, debemos poder ejercer autonomía sobre nuestros cuerpos y que la maternidad sea fruto del deseo.

Sabemos que más temprano que tarde, vamos a conquistar este derecho. No te quedes afuera de la historia, el #8A será ley! Te espero.

*Referente de la Colectiva Feminista Mala Junta