El Deliberativo votó por unanimidad una ordenanza que determina el recorrido de la línea N° 723 por la avenida troncal que circunda al barrio privado Nordelta. El barrio privado tendrá un período de adecuación, de entre 60 y 90 días, y no tiene prohibido anexar una línea de transporte privado gratuita, si lo considera conveniente. El proyecto enviado por el Ejecutivo municipal fue modificado y votado por los bloques del Frente Renovador, Unidad Ciudadana y Cambiemos, sin fisuras.

Tigre Nordelta 723 interna 1
El Ejecutivo logró un proyecto de consenso, tras algunas modificaciones

El tema del transporte público, dentro del barrio privado Nordelta, se puso en evidencia cuando algunas trabajadoras del servicio doméstico publicaron videos en las redes sociales, donde se ve que les ponían trabas para usar el transporte privado Mary Go para llegar a sus lugares de trabajo. No quedaba claro si era exceso de celo de algún chofer o directiva para “no mezclar” pasajeros.

Tigre nordelta 723 NARDI INTERNA ABAJO
La presidenta del cuerpo, Alejandra Nardi, celebró el acuerdo

Varios propietarios, que viven en Nordelta, desecharon que haya habido discriminación de parte de ellos pues, explicaban, vecinos y personal se mueven a contraturno, cuando unos salen del barrio a sus ocupaciones los otros llegan; los que más comparten el transporte son los empleados de los servicios dentro del barrio y el personal doméstico que se desempeña en las propiedades.

Más allá de cualquier análisis las situaciones existieron y no había transporte público dentro del barrio. Le correspondía al Estado asegurar el libre tránsito. El Ejecutivo municipal entonces, a instancia del intendente Julio Zamora, envió un proyecto para determinar el recorrido de una línea de transporte público que el Concejo -oficialismo, aliados, opositores, todos- redondeó y aprobó por unanimidad.

El proyecto aprobado autoriza a la Línea 723 a prestar el servicio en la avenida que circunda al barrio cerrado. La norma tuvo el aporte y el apoyo del Frente Renovador, Unidad Ciudadana y Cambiemos. La titular del Deliberativo, Alejandra Nardi, destacó que “todos los bloques, escucharon las propuestas de los vecinos, y pudieron llegar al despacho por unanimidad.”.

Tigre nordelta 723 interna 2
Algunos vecinos de Nordelta prefieren solo una línea privada solventada por ellos mismos.

La sesión fue declarada de “interés público” y de “urgencia” por la importancia que involucra el transporte público. La comisión de transporte del Deliberativo, se supo, se encontró ayer con el intendente Zamora, de manera de llegar a un proyecto consensuado, y deliberaron por más de cinco horas para llegar a un proyecto en común, que contenga todas las variables.

Línea de transporte público en Nordelta
El tema convocó a muchos vecinos al Concejo, pese a la lluvia

Unanimidad

Lo primero que quedó claro -destacó por su parte, el edil Segundo Cernadas (Cambiemos)- es que nadie está a favor de la discriminación. Todos también estamos de acuerdo en que funcione bien el transporte en Nordelta”. El edil puso de relieve que con el proyecto aprobado, y el lapso de adecuación de entre 60 y 90 días, “van a poder funcionar las dos opciones” de transporte.

Los concejales trabajamos desde que fuimos notificados sobre la situación de discriminación de las trabajadoras de Nordelta” reveló la concejala, Roxana López, de Unidad Ciudadana. “Nos reunimos con vecinos de Nordelta, con distintas intendencias del barrio, nos trajeron propuestas, modificamos el proyecto original y tuvimos en cuenta las voces de los vecinos de Nordelta” explicó.

López destacó que el proyecto aprobado permitirá que “el transporte público circule por Nordelta garantizando la seguridad que piden los vecinos”, y que “de la misma manera en que por una calle pública circula un transporte privado, por Nordelta va a poder circular un transporte público, lo que garantiza el derecho de circular para todas y todos los vecinos de Tigre”.

Nordelta Línea 723
El tema de fondo fue el de un Estado presente o ausente.

La titular del cuerpo legislativo, Nardi, asimismo, explicó: “El Estado tiene la responsabilidad de garantizar el transporte público. Después, si Nordelta pretende dar un beneficio de transporte gratuito y tienen algún esquema para poder hacerlo, no está prohibido que lo hagan. Son dos cosas distintas. Nosotros tenemos la responsabilidad del Estado” afirmó.

En el plazo de entre 60 y 90 días, la intendencia y la Asociación Vecinal Nordelta van a poder acordar la implementación de un servicio privado gratuito. “Así se ve el trabajo en conjunto, del Ejecutivo, el Legislativo, los vecinos de Nordelta (…) Son cuestiones que se dialogarán. Lo importante es estar siempre atentos al pedido de los vecinos. Hoy tomamos una decisión en ese sentido” resumió la presidenta del cuerpo, sobre el proyecto aprobado.

Gustavo Camps