Es una entidad que trabaja con personas con discapacidad para mejorarles la calidad de vida e instrumentan “los medios necesarios para lograr el máximo desarrollo posible de sus capacidades en las áreas: laboral, educación, rehabilitación, esparcimiento, vivienda, integración familiar e inserción social”. En el “Taller Protegido de Producción Todo Harinas & Cocina Artesanal” trabajan jóvenes y adultos, de 21 a 45 años, varios de los cuales se formaron en el Centro Educativo de Formación Laboral municipal.

Vicente López Recorrida en Peldaños
Michetti, el intendente Macri detrás, con talleristas y los directivos de Peldaños, María Esther Poletto (der.) y Ruben O.Mantilla

La vicepresidenta de la Nación, Gabriela Michetti, y el intendente Jorge Macri, visitaron la Asociación Civil Peldaños (Virrey Olaguer y Feliú 4664, Munro) donde trabajan 36 personas con discapacidad, de 21 a 45 años, en un taller protegido de productos gastronómicos que gestiona un proyecto denominado “Taller Protegido de Producción Todo Harinas & Cocina Artesanal”.

pane-06
Algunos de los trabajadores de Peldaños en plena tarea

El intendente, informó una gacetilla municipal, compartió una tarde de trabajo con los talleristas, que antes de llegar a Peldaños se capacitaron como auxiliares de gastronomía en escuelas especiales y centros especializados, varios de ellos en el Centro Educativo de Formación Laboral municipal. En Peldaños son guiados en la elaboración de productos gastronómicos para la venta.

Macri valoró la tarea de Peldaños y la posibilidad laboral que tienen los participantes dentro de su taller protegido, e informó que la comuna trabaja mucho con la entidad. “Además de cariño, ponen en el trabajo mucha seriedad y compromiso económico; generan productos valiosos que la gente disfruta, como ravioles, chipá, pizzetas y brownies” describió el intendente sobre los talleristas.

Por su parte, la vicepresidenta Michetti ponderó el trabajo municipal vinculado a la discapacidad, consideró “un ejemplo” la tarea de Peldaños y sobre la labor de los trabajadores del taller protegido -personas con discapacidad intelectual moderada o leve- señaló: “se puede ver que tienen compromiso y amor con la tarea que realizan, y lo hacen con mucho orgullo”.

Anuncios