En un comunicado por el Día internacional de los Trabajadores, los sacerdotes que viven y trabajan pastoralmente en Villas del Gran Buenos Aires y la CABA invitan a la misa en el Santuario de San Cayetano de Liniers. En un documento que difundieron por la celebración del 1 de mayo -bajo el título “Es urgente combatir el desempleo”- advirtieron sobre “un marcado aumento de desempleo y precarización laboral, una fuerte falta de ingresos y un desánimo social”, en el marco de “la situación de pobreza estructural desde hace varias décadas”.

Leer documento completo: click aquí

Los Sacerdotes de Villas de CABA y GBA invitaron a participar de una misa en conmemoración del Día Internacional de los Trabajadores, hoy miércoles 1 de mayo, a las 17, en el Santuario de San Cayetano de Liniers (Cuzco 150). En la comunicación por la celebración religiosa los sacerdotes informaron que se pedirá “por Pan y Trabajo al santo patrono”.

En un documento bajo el título, “Es urgente combatir el desempleo”, los curas y religiosas que viven y trabajan en las villas explicaron: “El trabajo humano es una clave, quizá la clave esencial, de toda la cuestión social, por eso hay que combatir la plaga del desempleo.” y destacaron que Jesucristo en el “Evangelio del trabajo”, habla “de la dignidad” de los trabajadores y trabajadoras”.

En esta línea, sobre la actual realidad que sufre el país reconocen “la situación de pobreza estructural desde hace varias décadas” pero también el “marcado aumento de desempleo y precarización laboral, una fuerte falta de ingresos y un desánimo social”, por lo cual “ La persona que no trabaja está herida en su dignidad, siente que está de sobra, que está descartada”.

Curas villeros 1 de mayo interna 1 foto infogei
El padre Pepe Di Paola (centro parado) con jóvenes de barrios populares jerarquias eclesiásticas

El documento también explica: “La crisis que pega en la clase media impacta considerablemente en los sectores más humildes. Así, han bajado mucho las changas. Muchos pobres viven de trabajos que hacen en hogares de clase media: refacciones, pintura, albañilería, plomería, servicio doméstico”; pero es en esto en lo que ahorran actualmente las familias por la crisis que se sufre.

Los religiosos reconocen también que seguramente existe “la buena voluntad de varios funcionarios y personas influyentes” sin embargo no dejan de afirmar que “estamos convencidos de que hay que dar pasos contundentes para mejorar la vida de los sectores más postergados de la sociedad. Es urgente resolver el tema del desempleo”.

Asimismo, revelan que “resulta doloroso ver que mientras unos se dedican a la especulación financiera, muchos pierden el trabajo” pero advierten que “sólo la cultura del encuentro es el camino en el que los más favorecidos deben ser sensibles con los que menos tienen, combatiendo así la exclusión en la que viven muchos de nuestros vecinos.

Los sacerdotes y religiosas de villas consideran conveniente que “quienes gobiernan la Argentina actualmente, o en el futuro, expliquen cómo piensan generar empleo. También sería muy bueno plantear propuestas para la economía popular, en la cual se mueven muchos de los vecinos y vecinas de nuestros barrios” y encomiendan a Dios a quienes necesitan trabajo genuino.

Gustavo Camps

Anuncios