El intendente de San Isidro, Gustavo Posse, sostuvo que "no es bueno no dar quorum porque en algún momento el gobernador Axel Kicillof lo va a tener, y se va a imponer el proyecto que mandó, sin las modificaciones que proponemos desde Juntos por el Cambio”. La oposición de Juntos por el Cambio no dio quorum para debatir la ley impositiva provincial en la cámara de Senadores bonaerense, la semana que pasó, aduciendo que el impuesto inmobiliario superaba la inflación. El gobernador Kicillof explicó que, en promedio la suba no supera la inflación de 2019, estimada en 55%, y solo un porción de 200 propietarios, de los más ricos de la provincia, podrían tener aumentos sobre la inflación del Inmobiliario rural, si pagan en cuotas, que se diluyen si pagan en un solo pago.

Posse
Gustavo Posse, intendente de San Isidro

El intendente de San Isidro, Gustavo Posse, se refirió al proyecto de ley impositiva que envió el gobernador, Axel Kicollof, al Senado para su debate y que no obtuvo quorum por parte de la oposición de Juntos por el Cambio. La situación generó una polémica entre el gobernador Kicillof y distintos referentes del espacio opositor, como el caso de los intendentes de Vicente López, Jorge Macri; de La Plata, Julio Garro; y de 3 de febrero, Diego Valenzuela.

El intendente, Gustavo Posse, en cambio, afirmó que "no es bueno negar al gobierno de la Provincia de Buenos Aires la ley impositiva porque no se puede negar la posibilidad de gobernar”. Pero criticó lo que él consideró "la indexación prevista en el presupuesto: También el oficialismo tiene que ceder y entender que no se puede indexar. Aunque hubo una inflación muy importante, no creció del mismo modo el salario o el ingreso de la gente”.

Kicollof 1
El propio gobernador salió a explicar los alcances de la ley impositiva que no se pudo debatir en el senado bonaerense

La teoría que tanto le gusta al peronismo, de que paguen más los que más tienen, es una teoría en la que todos coincidimos. Pero tampoco al punto de que los sectores medios sean los que carguen con los costos del Estado, al aumentarles excesivamente el impuesto inmobiliario urbano”, opinó Posse, aunque el viernes último Kicillof y el titular de Arba, Cristian Girard, habían explicado que el aumento, en promedio, es el de la inflación, y está segmentado.

En un comunicado de prensa, Posse "se refirió específicamente a la suba de impuesto que prevé aumentos para medicamentos, impuestos inmobiliarios y automotor, y que la bancada bonaerense de Juntos Por el Cambio pretende modificar". Por caso Kicillof había explicado también que el impacto de la suba en medicamentos ronda el 2%, cuando en los primeros tres años del gobierno anterior las subas desembocaron en el 314% de aumento.

El jefe comunal, no obstante, sostuvo: "Hay que dialogar sobre eso. No se puede dejar sin la herramienta de la ley impositiva a un gobierno. Tiene que haber flexibilidad por parte del nuevo gobierno de la provincia de Buenos Aires y también tiene que haber flexibilidad y apoyo por parte de todos los legisladores”. Posse no es oficialista y forma parte del espacio Juntos por el Cambio, aunque con un bloque separado en la legislatura.

San-Isidro-Jura-Posse-2019-INTERNA-1
Posse, en el Concejo Deliberante de San Isidro

El intendente, según el comunicado de prensa, consideró que "la oposición debe concentrarse en aminorar el peso impositivo del proyecto al punto tal que la gente pague lo menos posible; si hay que negociar en política, hay que negociar para los municipios de modo tal que se pueda cobrar la menor tasa de alumbrado, barrido y limpieza en cada uno de los lados. La política es para esa negociación, para favorecer a la gente, no a los políticos”.

En el comunicado, asimismo, Posse exhortó a "enfocarse en los intereses de la gente ya que trascendió que en las negociaciones estarían también presentes cuestiones ajenas a los impuestos, como el pedido de cargos en la administración del gobierno de la Provincia de Buenos Aires, específicamente en el Banco Provincia" por parte de la oposición. “Hay un límite en la política: no debe mezclarse esta negociación con los cargos (...)" indicó también.

El intendente de San Isidro, asimismo, aprovechó el debate planteado en torno a la ley impositiva para reclamar "un cambio en la coparticipación". Y relativizó "el impacto de la suba de impuestos propuesto para el nuevo presupuesto: Estos ingresos no son determinantes, no son los que salvan a la provincia de Buenos Aires. La provincia de Buenos Aires lamentablemente sobrevive gobierno tras gobierno de lo que la puede ayudar la Nación”, sostuvo.

GC