El municipio de Tigre anuncio que “el Delta de Tigre registra una mejora considerable en la situación de las cianobacterias”. Las floraciones de algas, entre ellas la Microcystis Aeruginosa tóxica, habían aparecido en noviembre del año último. Es producto de las lluvias, tormentas y mareas, en las últimas semanas. El municipio informó que ha trabajado junto a los estados nacional y provincial para analizar la aparición de las algas. Las recomendaciones están vigentes.

Los puntos donde se monitorean las cianobacterias

En noviembre 2020, vecinos de islas denunciaron la aparición de manchas verdosas en cursos delteños de Tigre, informó el municipio en una comunicación oficial. Desde la comuna, preventivamente, se informó a la población que no tuviera contacto con el agua e inmediatamente se notificó a las autoridades nacionales y provinciales.

En coordinación con la Autoridad del Agua bonaerense ADA se tomaron muestras en distintos puntos para medir parámetros físico-químicos y bacteriológicos. Luego fueron evaluadas por el Instituto de Ecología Genética y Evolución (IEGEBA)-CONICET–UBA, quienes detectaron la presencia de la bacteria tóxica Microcystis Aeruginosa.

En este contexto, según se informó, el municipio viene trabajado arduamente, junto al ministerio de Ambiente de Nación y la Autoridad del Agua de la Provincia (ADA) en analizar las floraciones. A raíz de esta situación, asimismo, la comuna difunde diversas recomendaciones preventivas para vecinos y turistas que recorren la zona.

Comité de crisis

El control, una tarea que realizan varios organismos y jurisdicciones

“A pedido del intendente Julio Zamora, seguimos trabajando para resguardar la calidad de vida de la comunidad y, además, para que la temporada de verano en Tigre sea provechosa” señaló el secretario de Gobierno Mario Zamora. También consideró que  “es una buena oportunidad para valorar el humedal” delteño.

El secretario también observó que sirve también para “reflexionar sobre los problemas ambientales que estamos enfrentando y actuar en consecuencia por y para el cuidado de nuestro entorno natural”. A causa de la problemática, la gestión local ordenó la creación de un Comité de Crisis Intersectorial, para tratar el tema

El comité lo integran el área de Desarrollo Urbano Ambiental, Gestión Ambiental; el Plan de Manejo del Delta; las secretarías de Gobierno, Turismo, Desarrollo Social, Salud y Comunicación; y la Delegación de Islas, entre otros. Y participan y colaboran vecinos/as y organizaciones socioambientales que trabajan y habitan el Delta.

Hoy jueves, el secretario también anunció que desde hace tres semanas disminuye la detección de cianobacterias “lo que significa que no hay peligro, pero debemos seguir atentos. El funcionario valoró el trabajo articulado “con las y los vecinos isleños y sus saberes de los modos de vida y experiencias; y también las organizaciones socio ambientales, como por el Observatorio Humedales Delta”,

La directora general de Gestión Ambiental, María Paz Mazzola, asimismo, explicó: “Durante las últimas tres semanas notamos un cambio en las aguas. Esto se debe a las condiciones climáticas como tormentas, sudestadas, mareas, temperaturas bajas y ráfagas de vientos que favorecieron la disminución de cianobacterias”.

Recomendaciones

Frente a la presencia de floraciones, nuevamente se recomienda no utilizar las aguas para consumo humano y animal, higiene personal ni recreación.

Mazzola señaló que el municipio recomienda e informa, a través del Comité y plataformas digitales. “La situación –advirtió- es cambiante. Y si bien mejoró, tenemos que mantenernos en estado de alerta”, señaló y añadió que “la comunidad debe seguir chequeando la información oficial. Y estar pendientes de la campaña de comunicación que estamos lanzando en todas nuestras plataformas”.

Desde su creación, informó el municipio, el Comité asesoró a la comunidad sobre alternativas de tratamiento de agua para higiene personal y del hogar. El municipio desarrolló un cianosemáforo para visibilizar el nivel de riesgo de las algas. Analizó la presencia o ausencia de cianobacterias y coliformes fecales.

Cianosemáforo

-Si la masa es oscura, amarronada o rojiza con aspecto de nata espesa en el agua y en el río, la presencia de cianobacterias es alta.
-Cuando es de color verde brillante en la superficie y en la orilla, similar a la de “manchas de pintura”, la densidad de cianobacterias es mediana.
-Si la superficie del agua presenta una apariencia de “yerba dispersa”, la densidad de algas y cianobacterias es baja.

Es importante recordar que la situación varía día tras día, por lo cual es fundamental observar de manera constante las características del agua y compararla con el cianosemáforo. En sitios donde hay aguas lénticas (estancadas), con bajo caudal, como lagunas, zanjones o canales, las algas pueden aparecer con mayor frecuencia.

Frente a la presencia de floraciones, nuevamente se recomienda no utilizar las aguas para consumo humano y animal, higiene personal ni recreación. Ante síntomas como vómitos, diarrea, erupciones en la piel, conjuntivitis, temblores y/o debilidad muscular, llamar a los CAFyS Carapachay: 4728-0056 y Rio Capitán: 4728-0525..

Asimismo, comunicarse con telemedicina por Whatsapp al 15 6860-7325 y el 15-5715-0600. En caso de emergencia llamar al SET a los siguientes números: 107 o 4512-9999/9998/9997. Se solicita a los vecinos difundir únicamente información oficial con recomendaciones.

Por más información pueden contactarse vía Instagram @ambiente.tigre. Por Email a gestionambiental@tigre.gob.ar; @TurismoTigre en Facebook e Instagram; y Tigre Sirve al 0800-122-84473.