Hoy domingo 15 de agosto Máximo Gómez Villafale cumpliría 78 años.  El médico de Vicente López es recordado por su activismo en organizaciones como la Agrupación de Vecinos o Pro Vicente López o en el  Movimiento por los Derechos Ciudadanos. Particularmente, su compromiso se destacó en la defensa de los derechos de las personas con discapacidad. Villafañe falleció el último 8 de abril. En ese entonces, desde las organizaciones vecinales, repasaron en una nota fechada el 13 de abril, algunas de las tareas en las que el vecino se comprometió e impulsó, y le dieron su último adiós. Este es el contenido de aquella carta.

Por Flavia Affanni*

13 de abril de 2021

Hace pocos días recibimos la triste noticia del fallecimiento del Dr. Máximo Gómez Villafañe. Fue médico pediatra y durante muchos años, además, se abocó a la defensa de los derechos de accesibilidad para las personas con discapacidad. Como vecino de Vicente López se destacó por su activo compromiso ciudadano en las causas emprendidas en pos de lograr una mejor calidad de vida para toda la comunidad.

Además de involucrarse personalmente, también canalizó dicho compromiso a través de la asociación Movimiento por los Derechos Ciudadanos y de dos asociaciones vecinales –Agrupación de Vecinos de Vicente López (AVVL) y Asociación Civil Pro Vicente López (PROVILOP)– de las cuales también fue miembro.

Desde su profesión de médico, junto con el arquitecto Victor Bardeci y otros miembros de AVVL, trabajaron arduamente a fin de lograr una mayor accesibilidad para las personas con discapacidad en el ámbito de nuestro municipio. Ese trabajo se plasmó finalmente en la Ordenanza nº 14509 (Anexo 6, Código de Ordenamiento Urbano) aprobada en el Concejo Deliberante y vigente hasta la actualidad.

En ella se establecieron las normas de acceso y transitabilidad en calles y comercios; las disposiciones en vistas a que también aquéllas se garanticen en obras nuevas y la adecuación a las mismas en las edificaciones ya construidas. El espíritu de dicha ordenanza era ampliar los derechos de las personas con discapacidad y hacerlos efectivos. Lamentablemente, la Municipalidad aún no la cumple plenamente ni la hace cumplir como se debe.

Formuló reclamos ante el Gobierno Nacional y solicitó el compromiso de la municipalidad de Vicente López para que no se implementara la disposición de dejar un solo acceso por andén en la estación La Lucila del ferrocarril Mitre, lo cual dio lugar a reclamos similares en otras estaciones ferroviarias.  

"Máximo también trabajó por el derecho del ciudadano al acceso a la información pública y por la transparencia en las licitaciones realizadas por el gobierno municipal (...)"

Máximo Gómez Villafañe también puso todo su esfuerzo para evitar el paso del denominado Tren Bala en el año 2008. Sabía que traería negativas consecuencias también en Vicente López: dividiría al municipio en dos; iría en perjuicio de la vida cotidiana de los vecinos y vecinas por el consecuente problema de barreras; y disminuiría sensiblemente la frecuencia de formaciones del Ferrocarril Belgrano. Además, generaría un alto impacto ambiental.

Formuló reclamos ante el Gobierno Nacional y solicitó el compromiso de la municipalidad de Vicente López para que no se implementara la disposición de dejar un solo acceso por andén en la estación La Lucila del ferrocarril Mitre; lo cual dio lugar a reclamos similares en otras estaciones ferroviarias. Máximo también trabajó por el derecho del ciudadano al acceso a la información pública; y por la transparencia en las licitaciones realizadas por el gobierno municipal.

Cuando supimos que se planeaba la implementación del Metrobús en Vicente López, desde AVVL, PROVILOP (cuyos miembros Santiago Jelenic y Miguel Quintabani presentaron fuertes objeciones al Estudio de Impacto Ambiental), Agrupación Intervecinal del Puerto de Olivos, Convivencia Urbana y otras agrupaciones vecinales comenzamos a vislumbrar los grandes perjuicios que traería a los habitantes y comercios de Av. Maipú y zonas aledañas.

"Gómez Villafañe se puso a la cabeza del reclamo (...)"

Elaboramos un documento en el cual se detallaban los diferentes impactos urbano-ambientales negativos. Luego de ese informe pudimos evitar la tala de numerosos ejemplares de ibirá pitá del boulevard de Av. Maipú y develamos los errores de cálculo de los ingenieros que habían trazado carriles de circulación demasiado estrechos para el paso de los colectivos. Pero fue Máximo quien, desde su nutrida experiencia y compromiso, advirtió las enormes dificultades que el Metrobús implicaría para la accesibilidad; y la seguridad de personas con discapacidad o movilidad reducida.

Se refería al desmesurado estrechamiento de veredas (1,20) frente a las dársenas de carga y descarga (que incumple la Ley Nacional nº 24314 y la normativa municipal); a la mayor distancia entre parada y parada; a la peligrosa transitabilidad en los estrechos y elevados paradores; y, principalmente, señaló que el funcionamiento del Metrobús incumple– entre otras más– la Ley Nacional de Tránsito Nº 24449 (Art. 54, inciso c) que establece que entre las 22 y a las 6, y durante días de lluvia, el ascenso y descenso de pasajeros del transporte público puede ser a requerimiento de ellos mismos; y permanentemente cuando se trata de personas con movilidad reducida (ancianos, personas con discapacidad, embarazadas).

Gómez Villafañe se puso a la cabeza del reclamo en ese aspecto. Ante la falta de escucha por parte de la municipalidad de Vicente López inició, con el acompañamiento de PROVILOP, la denuncia ante el INADI; organismo que llevó a cabo una mediación entre quienes denunciamos y los gobiernos de la CABA y Vicente López. Lamentablemente, el INADI no atendió los derechos de quienes debería proteger de mecanismos discriminatorios y no prosperó la denuncia encabezada por Gómez Villafañe.

"Desde las agrupaciones vecinales de Vicente López lamentamos enormemente su pérdida (...)"

Sin embargo no se acobardó. Y luego de ser implementado el Metrobús en Vicente López, siguió trabajando para evitar su innecesaria prolongación en los barrios porteños de Nuñez y Belgrano, y en Olivos y La Lucila hasta la calle Paraná. Para ello, impulsó una audiencia con funcionarios de la municipalidad de San Isidro para informarles todos los perjuicios del Metrobús. Posiblemente esta información contribuyó a la decisión por parte de las autoridades de ese municipio de no implementarlo.

Con ello se desvaneció su prolongación en Olivos y La Lucila. Cabe destacar que en ese momento no era fácil animarse a develar los aspectos negativos del Metrobús. Cuando desde los gobiernos y los medios se lo mostraba como la panacea para los problemas de tránsito y transporte y muchas personas creyeron esa definición. Creemos, como señaló el Arq. Bardeci, que Máximo Gómez Villafañe dejó una huella por donde transitar.

Desde las agrupaciones vecinales de Vicente López lamentamos enormemente su pérdida, a tan pocos meses de la del Dr. Miguel Quintabani. Los dos fueron de pocas palabras pero muchas acciones concretas; los dos fueron vecinos de Vicente López comprometidos en el trabajo por el bien común; y compartieron la lucha en muchas causas en las cuales quedó su aporte que hoy, más que nunca, debemos continuar para avanzar en una mejora integral de la calidad de vida para toda la comunidad. Abrazamos a su familia.

* miembro de la Asociación Pro Vicente López