El intendente, Julio Zamora, y el viceministro de Justicia de la Nación, Juan Martín Mena encabezaron la inauguración de las oficinas del Centro de Acceso a la Justicia de Tigre, en General Pacheco (Córdoba 625). El espacio, que funciona como nexo con la cartera de Justicia nacional; y asesora jurídicamente para “garantizar el pleno cumplimiento de los derechos de los ciudadanos”, se informó. También participó la concejala, Gisela Zamora.

La flamante sede del Centro de Acceso a la Justicia de Tigre (CAJ) comenzó a atender en el amplio predio de la en la Biblioteca Popular Castelli, en General Pacheco, frente a la plaza. El intendente, Julio Zamora, y el viceministro de Justicia de la Nación, Juan Martín Mena, la inauguraron días atrás. También estuvo la concejala Gisela Zamora.

El Centro de Acceso a la Justicia, explicaron desde la comuna,  funciona como nexo entre el ministerio de Justicia y el territorio. Acerca asesoramiento jurídico básico para “garantizar el pleno cumplimiento de los derechos de los ciudadanos”. Entre otros, asesora sobre cuestiones generales, mediación comunitaria y patrocinio legal.

Zamora el día de la inauguración indicó que “nuestro objetivo es poder articular con este centro todas las políticas que viene desarrollando el municipio. De esta manera, las personas que vengan a este lugar estratégico podrán obtener toda la información de los servicios que brinda el Gobierno local” por ejemplo.

Mena reveló que los centros apuntalan “a las organizaciones intermedias que venían desarrollando esta tarea. Y a los intendentes”. Por caso, el viceministro reconoció el trabajo de la intendencia de Tigre y evaluó que “con la inauguración de este centro de justicia, se va a fortalecer” la actividad municipal.

Comunidad organizada

G. Zamora: “es una puerta más que se abre a los vecinos de Tigre para buscar respuestas y soluciones (...)"

La concejala Zamora indicó en esta línea, que la de los centros  “es una puerta más que se abre a los vecinos de Tigre para buscar respuestas y soluciones. Ahora todos cuentan con este espacio, que garantiza sus derechos y permite seguir trabajando en conjunto con los gobiernos Nacional, Provincial y Municipal”.

El día de la inauguración no faltaron la presidenta de la Biblioteca y Sala Aparecidas, Mónica Spelzini; el coordinador provincial de los CAJ, Damián Karalitzky; la directora de Promoción y Fortalecimiento para el Acceso a la Justicia, Gabriela Carpineti; y el presidente del Concejo Deliberante de Tigre, Fernando Mantelli.

Anteriormente el CAJ operaba, junto a la oficina del RENAPER, en Ruta 197 y Acceso a Panamericana. Durante la pandemia interrumpieron la actividad y reinventaron su modalidad, a un servicio itinerante en puntos estratégicos de la comunidad, como la Casa de Cristo en Benavídez y la propia Biblioteca Castelli (Castelli 625).

Carpineti puso de relieve que “el acceso a la justicia es un tema amplio, no solo tiene que ver con expedientes y tribunales, sino con garantizar la dignidad de todas las personas”. También explicó que los centros apuntan a “concretar el derecho a la justicia en el ceno mismo de la comunidad organizada”.

De la inauguración participaron asimismo, el coordinador de Zona Norte de Acceso a la Justicia, Pablo Ezequiel Amaranta; la coordinadora del CAJ sede Tigre, Ana Laura Vasca; la subsecretaria de Derechos Humanos y Juventud local, Natalia Reynoso; y el delegado de General Pacheco, Claudio Staub.

GC